lunes, 19 de septiembre de 2016

La Mercè 2016: el cartel y el pregón




A mi parecer, este año la Mercè tiene el mejor cartel y pregonero que hayan existido en años, aunque no todos los barceloneses comparten mi opinión.  Tanto Gallardo como Pérez Andújar han recibido palos injustamente. Uno, por haber participado en la campaña de las últimas elecciones municipales a favor de Barcelona en Comú. El otro, por el simple hecho de no ser independentista, mostrarlo públicamente y comparar la Diada con un parque temático.

De hecho, quienes no están conformes con la elección se han mostrado intolerantes y desagradables tanto con Miguel Gallardo como con Javier Pérez Andújar hasta el punto de llegar a organizar un pregón alternativo, protagonizado por Toni Albà, patrocinado por un empresario independentista y promocionado por Pilar Rahola. Por cierto, que si las palabras de Pérez Andújar levantaron ampollas, las de Pilar Rahola  aseverando lo muy desagradable que es la elección de este pregonero, me parecen totalmente desafortunadas.


En tiempos pasados (y no tan lejanos), Miguel Gallardo y Javier Pérez Andújar  recibieron encargos y premios otorgados por el Ayuntamiento sin que nadie se rasgara las vestiduras. Es más, fueron aplaudidos y felicitados. En el año 2001, Gallardo realizaba uno de los carteles más bonitos que existen de las fiestas de Santa Eulalia, mientras que en el 2014 Javier Pérez Andújar recibía el Ciutat de Barcelona por las crónicas sobre dicha ciudad publicadas en El País. Pero claro… En el 2001 Barcelona en Comú todavía no existía y el encargo procedía del ayuntamiento socialista (el alcalde era Joan Clos). En cambio, Pérez Andújar, recibía dicho premio desde el consistorio convergente (Xavier Trias) pero entonces aún no había “molestado” al sector independentista.

Quizá, quienes tanto los critican, deberían pararse a pensar y revisar la trayectoria laboral de ambos. Si lo hacen, y son honestos, verán que tanto uno como el otro son dos genios en sus disciplinas. El cartel de la Mercè de este año lo confirma. Solo hay que compararlo con los de los años anteriores y, especialmente, los más recientes: unas barras de colores apagados realizadas por Sean Scully (2015), unas pompas de jabón flotando sobre la ciudad (Ignasi Alballí, 2014), que no incitan a salir de fiesta para nada o el gigante que sale disparado cuál cohete huyendo de la Mercè (Joan Foncuberta), lo corroboran. Los tres, carteles realizados por artistas que son excepcionales en lo suyo pero mediocres como cartelistas.

Sean Scully, 2015

Ignasi Alballí, 2014
Joan Foncuberta, 2013
Javier Pérez Andújar es, en mi opinión, el mejor escritor español actual. Su libro Paseos con mi madre es un claro ejemplo de lo que digo. Le sigo desde que leía el Quijote en BTV y además tengo la suerte de contarlo como amigo, igual que Miguel Gallardo. De hecho, hace ya algunos años, Javier me escribió un texto magnífico para este blog en el que me contaba cómo Eugenio Forcano (Premio Nacional de fotografía) lo retrató para su primer libro editado por Tusquets, “Los príncipes valientes”.

Foto: Eugenio Forcano



Así que, este año, me siento orgullosa de ver que dos personas que aprecio y admiro son los responsables del cartel y el pregón de La Mercè.


4 comentarios:

  1. Te felicito por este texto cargado de argumentos convincentes. Saludos

    ResponderEliminar
  2. Verdades como puños contra la intolerancia.

    ResponderEliminar
  3. Verdades como puños contra la intolerancia.

    ResponderEliminar